TOMATIS MALLORCA.COM

Estimulación Auditiva Neurosensorial "MÉTODO TOMATIS"

Dificultades de aprendizaje I

Dificultades para concentrarse en los detalles y mantener la atención, seguir instrucciones, finalizar las tareas.

Un niño que no parece escuchar cuando se le habla directamente, con frecuencia pierde objetos que necesita, se distrae o evita actividades que requieren un esfuerzo mental sostenido, estamos hablando de déficit de atención, trastorno de aprendizaje y su relación con la hiperactividad.

Al trabajar con la terapia Tomatis, los padres deben tener presente, que con quince días de escucha, más el mes de descanso es complicado que se le pida al niño que cambie de comportamiento y que sus resultados académicos mejoren.

Los cambios son lentos y todo requiere de un proceso, ya mencionado anteriormente en otras aportaciones realizadas en esta página, de acomodación y asimilación.

A veces se esperan grandes cambios y se obvian los pequeños.

Las expectativas puestas en la terapia Tomatis son tan grandes que los cambios pequeños no valen por ser insignificantes.

Pero no podemos obviar que los pequeños cambios son los que abren el camino hacia el objetivo que se persigue.

Normalmente se requiere de 3 a 6 sesiones, es decir invertir de 5/6 meses a 1 año para realizar un buen trabajo con la terapia Tomatis.

Es cierto y ha sido comentado que tras iniciarse el niño en la terapia Tomatis su comportamiento se vuelva más estridente, ello es debido a que empieza a tomar conciencia de su dificultad, de como viven las personas que le rodean sus peculiaridades y él no tiene las herramientas para controlar lo que le sucede y apaciguar el mal estar, que genera en su entorno inmediato.

Si no puede controlar lo que le sucede, se frustra. Si se frustra se genera ansiedad, estrés, tristeza,… y se le genera un estado de ansiedad aumentando su inquietud.

Recordar, que la Terapia Tomatis es una herramienta para optimizar el buen rendimiento del niño, potenciado las capacidades que de por si ya existen, en cada uno de nosotros.

Recordar, que cada uno de nosotros somos los espejos donde se reflejan las miradas de nuestros pupilos, hijos,… Proyectamos emociones y quienes nos admiran, observan y nos quieren las absorben influenciando sobre su formar de percibir y sentir el mundo. 

Por un equilibrio emocional sano.

http://www.youtube.com/watch?feature=player_embedded&v=I_yeEs07psM